lunes, 2 de julio de 2012

Puso los platos al revés, las ollas, los calderos, los vasos...


Justiniano Estévez Aristy





















Mircrorrelatos


Justiniano Estévez Aristy


Metamorfosis en un cuerto de hotel
-- ¿Caminas?
-- No, me arrastro.


El parto de la vidente
En este preciso instante, estoy pariendo a mi postrero asesino...



El mismo resultado
Puso los platos al revés, las ollas, los calderos, los vasos, los jarrones, todo. Los hijos, muertos del hambre, la miraron, asombrados. «Da lo mismo», les dijo, mientras se preparaba para inaugurar un nuevo día de hambre.