miércoles, 8 de agosto de 2012

Basta ya de abuso y humillación. ¡Más respeto!
















Rossalinna Benjamin denuncia
Ministerio de Cultura editó 
un «borrador» en vez de la obra
que se debió haber impreso

La escritora remitió una carta a la Agena Cultural refiriendo los detalles de la acción y la conducta «ruin y deshonesta» que han asumido los funcionarios de la institución al distribuir un mamotreto que ella advirtió no era el que se debió publicar. La comunicación de Rossalinna dirigida a Clodomiro Moquete es la siguiente:

Querido Clodomiro:

Espero que se encuentre muy bien al igual que los suyos.

Usted sabe el respeto y la admiración que le profeso tanto a su persona como a su trabajo. La Agenda Cultural Diaria es casi el único órgano de difusión verdaderamente independiente, imparcial y que se atreve a publicar todas las verdades y denunciar todo lo denunciable.

Por esta razón quiero servirme de su solidaridad para hacer una denuncia a la cual me obligan las desgraciadas circunstancias, ya que no me gusta hacer esto, pues hay amigos a quienes agradezco, aprecio y considero, que pueden salir afectados.

Como usted sabrá, fui una de las "agraciadas" elegidas (por la buena intención de un amigo que sabía que necesitaba un estímulo) para formar parte del grupo de becarios del Sistema Nacional de Creación Literaria (Sinacrea). El mismo fue un proyecto cuasi-benéfico del Director de Gestión Literaria del Ministerio de Cultura, el escritor Basilio Belliard. Y digo benéfico porque siendo honestos, a la hora de la elección se pensó más en la situación económica o personal de los elegidos que en cualquier otra cosa. Detalle del que luego el mismo creador del proyecto llegó a arrepentirse por no ser correcto. Pues, la idea era estimular la creación literaria de los jóvenes, mediante la asignación de una beca de 20,000 pesos bimensuales (que luego se pagaron melaganariamente cada 4 ó 6 meses), hasta completar 120,000 pesos. Se firmó un contrato en el cual los "agraciados" (y lo pongo entre comillas porque lo que siguió no fue gracioso) nos comprometíamos a escribir una obra de calidad en el plazo de un año, siendo posible extenderlo según la necesidad.

Bien, asi fue y luego de las muchas vicisitudes, desconsideraciones y disgustos se llegó al momento de la publicación. Estábamos felices (y aliviados) de que al fin salieran nuestras obras. Se fijó la fecha para el 5 de julio y ese mismo dia en la mañana me enteré de que el libro que me quitó tantas noches de sueño, tantas oportunidades, tantas diversiones y tanta credibilidad y simpatía (por haber sido elegida de esa manera para un asunto estatal), no había sido publicado. En su lugar, habían impreso el bosquejo que había llevado al prinicipio para mostrar que estaba trabajando en ello y el cual expresé repetidamente a la persona de Basilio Belliard, frente a todos los demás becarios que no era el libro. Pues, el definitivo debía evaluarlo el asesor, que en mi caso era el escritor León Félix Batista. A éste le envié el libro definitivo en cuanto lo tuve listo, el dia 13 de febrero 2012.

La única explicación que se me ha dado de este caso me la dio León Félix, diciéndome que en la editora se imprime lo que entregue la oficina de Gestión Literaria, que se suponía él era quien debía hacerse cargo de constatar que fuera la versión definitiva y que como eso fue lo que él llevó, eso se imprimió.

Puesto que el mismo Basilio nos dijo que nos pusiéramos en contacto con el asesor, que le enviáramos el libro y que resolviéramos los detalles con este, así lo hice. Aunque no hubo tiempo para ninguna asesoría, ya que esto coincidió con la Feria del Libro y León estaba hasta el cuello de trabajo, me mantuve en contacto con él y con Basilio también. Por eso no entendí nada cuando me dijeron que Basilio llevó un CD con todos los libros de los becarios diciendo que esos eran los que iban a imprenta. En ningún momento yo le entregué ningún CD a él. Ni tampoco él, me volvió a pedir el libro. Una sola vez me preguntó que si ya lo había llevado a la editora y yo le dije que sí, él me contestó que muy bien. Entonces yo me preguntaba por qué él hizo eso.

Sé que hay mucha mezquindad en este medio, pero si tengo amigos en el Ministerio, al que consideraba más inocuo era precisamente a Basilio Belliard. No después de esto. Porque además de en ningún momento acercarse a disculparse (como se hace cuando se comete un error) lucía muy sonriente y satisfecho de lo que hizo. No me respondió ni uno solo de los correos que le envié y no se ha hecho responsable del daño.

Pero la razón que me hace pedirle el favor de publicar este denuncia es que el mismo dia de la puesta en circulación, estando yo completamente desesperada por la situación, ya que sabía el daño que me haría que aquel adefesio literario cayera en manos de la gente, traté de hacer lo único sensato y justo en este caso: impedir la circulación.

Se me aseguró a través de Valentín Amaro, director nacional de Talleres Literarios y maestro de ceremonia de esa actividad, que NI UN SOLO EJEMPLAR DE ESE LIBRO CIRCULARÍA. Que solo pondrían uno en exhibición por protocolo, para que salieran los 10 libros en las fotos y el Ministerio de Cultura quedara bien.

Yo accedí, porque siempre he confiado en Valentín, que siempre ha sido maravilloso y él me pidió considerarlo y no hacer un escándalo porque le perjudicaría, que le dejara resolver la situación.

Esa noche revisé todos los hatillos de libros y ninguno tenía el mío. Me aseguré con Valentín de que a nadie se le había entregado ni se le entregaría, que estaban en el baúl de su carro.

Dias después, tuve que quitarlo del estante de exhibición de la Librería de Cultura. Y  hace una semana me entero de que ese libro ya lo tiene medio mundo, pues SE ESTÁ DISTRIBUYENDO A MIS ESPALDAS Y SIN MI CONSENTIMIENTO A PESAR DE LA PALABRA QUE SE ME HABIA DADO.

CONSIDERO ESTO, A PARTE DE ALTA TRAICIÓN A LA AMISTAD Y LA CONFIANZA DEPOSITADA, UNA ENORME FALTA DE RESPETO DE PARTE DE TODOS LOS INVOLUCRADOS HACIA MI PERSONA Y HACIA LA LITERATURA (ESO NO SE LE HACE A NADIE Y MENOS A UN ESCRITOR QUE APENAS ESTÁ COMENZANDO).

SÍ, TODOS LOS INVOLUCRADOS, PUES SI HUBIERA UN MÍNIMO DE RESPETO Y BUENA VOLUNTAD, SE ME HUBIERA ENTREGADO LA EDICIÓN COMPLETA PARA NO CORRER EL RIESGO DE QUE CAYERA EN MANOS DE ALGUIEN O POR LO MENOS SE HUBIESEN ASEGURADO DE DESAPARECERLA.

ESTO ES UNA DESCONSIDERACIÓN HACIA MI, COMO POETA Y COMO SER HUMANO. CON ESTA ACCIÓN RUIN Y DESHONESTA, SE CONSTATA QUE LO ACONTECIDO CON MI LIBRO OBEDECE A INTERESES BAJOS Y MEZQUINOS, A MALSANAS INTENCIONES DE LACERAR MI CARRERA COMO POETA, PONIÉNDOME EN RIDÍCULO, PONIENDO EN ENTREDICHO MI PULCRITUD, CASI INIGUALABLE (MODESTIA APARTE) EN CUANTO A POESÍA ESCRITA SE REFIERE Y TRONCHANDO CUALQUIER OPORTUNIDAD QUE LA INNEGABLE Y ALTÍSIMA CALIDAD DE MI OBRA (MODESTIA APARTE, TAMBIÉN) ME HUBIESE PODIDO ATRAER.

A parte de distribuir ese boceto de libro (que siento como si mostraran mi ropa interior sucia!), estas estrellas no se han dignado a entregarme ni un solo ejemplar, tampoco me dieron la colección que se le entregó a los demás becarios y lo peor de todo: NADIE ME HA DADO UNA EXPLICACIÓN, NADIE ME HA PEDIDO DISCULPAS SIQUIERA, NI ME HAN DADO RAZÓN ALGUNA DE LO QUE VA A OCURRIR CON MI LIBRO, LO CUAL ME TIENE MUY PREOCUPADA PORQUE LLEVÉ EL ORIGINAL A LA EDITORA NACIONAL, PUES ME HABÍAN PROMETIDO PUBLICARLO Y AHORA NO SE SABE EN MANOS DE QUIÉN VA A CAER NI QUÉ USO LE VAN A DAR A UNA OBRA QUE ME COSTÓ TANTO.

Todo esto lo han hecho por la simple razón de que saben que no cuento con los recursos para demandarlos, que no tengo con qué publicar el libro por mi cuenta y que con esta acción me anulaban completamente. Tratándome como si yo ni mi trabajo valiera nada.

Por todo esto quiero utilizar este medio para decirles que: "Por incumplimiento de contrato, como AUTORA DEL LIBRO "DIARIO DEL DESAPEGO" O "EL DIARIO DEL DESAPEGO" desautorizo al Sistema Nacional de Creadores Literarios (Sinacrea), a la Dirección de Gestión Literaria, a la Editora Nacional y cualquier otro departamento o persona dentro del Ministerio de Cultura o fuera de este a utilizar bajo ningún concepto el nombre de mi libro original "Diario del desapego" o su contenido. También DESAUTORIZO por mis DERECHOS DE AUTOR, la distribución del libro impreso "El diario del desapego". Y les conmino a HACERME ENTREGA INMEDIATA DE TODOS LOS EJEMPLARES, tanto a los departamentos que lo han distribuido como a las personas que los tengan. Los departamentos tienen hasta el viernes 10 de agosto para hacerme entrega y las personas hasta el dia 7 de septiembre, para hacerme llegar los ejemplares.

El simple hecho de que ahí esté mi nombre, me da derecho a este reclamo y pese a mi condición humilde y mis bajos recursos económicos, moveré cielo y tierra hasta lograr que se respete mi derecho.

Basta ya de abuso y humillación. ¡Más respeto! Que el hecho de que mi voz venga de abajo, de los desposeídos, no quiere decir que no merezca ser alta.

Es cuanto, por ahora, Clodomiro.

Muchas gracias y perdone las molestias.


Rossalinna Benjamin
Florecer libremente: esta es mi definición de éxito,
Gerry Spence